Cómo planificar tu mudanza en solo 6 pasos

Cómo planificar tu mudanza en solo 6 pasos

Si estás a punto de mudarte al hogar de tus sueños o estás planificando hacerlo en los próximos meses, aquí encontrarás valiosos consejos sobre lo que necesitas tener en cuenta para una mudanza exitosa y decir: “¡Hogar, dulce hogar!”

Una mudanza es casi un proyecto de vida, por lo que es importante planificarse muy bien de cara al cambio de casa. Y precisamente, en la organización eficiente reside el éxito de la misma, ya que la lista de detalles a los que hay que prestar atención suele ser muy extensa, pues una mudanza es mucho más que solo embalar muebles y demás pertenencias.

Son muchos los factores a tener en cuenta en el momento de realizar una mudanza, ya que puede terminar siendo una tarea bastante extenuante por todo lo que implica.

Puede que requieras de un servicio de guardamuebles temporal para almacenar tus pertenencias en espacios acondicionados para ello, mientras te mudas finalmente. Sea cual sea el caso, acudir a una empresa de  mudanzas y guardamuebles es lo ideal.

servicio de embalaje

A continuación te dejamos una guía para planificar una mudanza en tan solo 5 pasos:

1. Fijar la fecha exacta de mudanza con antelación 

Lo recomendable es tener una fecha delimitada para la mudanza con al menos dos meses de antelación.

Durante esta primera etapa o fase, es preciso elaborar una agenda exclusiva de mudanza, en la que se establezcan lapsos de tiempo para las distintas actividades implicadas; como realizar las gestiones de servicios públicos en la nueva residencia.

2. Determinar presupuesto de mudanza 

Una vez fijada la fecha de mudanza con suficiente tiempo de anticipación, lo siguiente es delimitar el presupuesto que será destinado a la misma. Sobre la base de esa cantidad máxima a invertir, se pueden consultar diferentes empresas de servicios de mudanzas, las alternativas que ofrecen y comparar costes: mudanzas precios.

Antes de seleccionar una empresa u otra, es necesario que identifiques tus necesidades de mudanza, como comentamos al principio, para evitar sobrecostes por servicios innecesarios.

Una buena noticia es que, gracias a la amplia oferta de empresas disponibles en la actualidad, los precios de mudanzas han disminuido notablemente en los últimos años.

precios de mudanzas

3. Organizar y separar artículos y muebles 

Habiendo seleccionado a la empresa de mudanzas, lo que sigue es organizar, limpiar y seleccionar los artículos que irán en la mudanza y aquellos que no.

Separa los muebles y pertenencias que no llegarán a la nueva residencia. Una buena idea para sacar provecho de estos artículos es organizar una venta de garaje en la que puedas darles una segunda vida y sacar un dinero por ello. Los artículos que no logren venderse puedes donarlos para que otros los aprovechen.

4. Obtención de suministros 

En caso que no contrates servicio de embalaje, es necesario que te aprovisiones de suministros para embalar tus pertenencias, como cajas de cartón de distintos tamaños, marcadores, etiquetas de identificación, cinta adhesiva y plástico de burbujas para embalar los artículos delicados.

En cuanto a los artículos importantes y de valor, como joyas y documentos, lo ideal es que los resguardes y los lleves contigo personalmente, aún si has contratado el servicio de embalaje de la empresa de mudanzas que has seleccionado.

5. Clasifica los artículos que irán en la mudanza

Esta etapa puede ser la más difícil y tediosa de la mudanza. Clasifica los artículos según importancia y uso y embálalos como tal.

Es muy aconsejable embalar los artículos que ya no se vayan a usar hasta llegar a la nueva residencia, dejando los de mayor uso para organizar en cajas justo días antes de la mudanza.

Clasifica los artículos que irán en la mudanza

6. Hazte un kit de emergencias

Este kit de emergencias debe estar preparado no solo con los implementos que usualmente se colocan en un botiquín de primeros auxilios con medicamentos de urgencia. También debe contener el alimento de las mascotas, artículos de higiene personal y alimentos no perecederos como galletas, barras nutritivas y chocolates, así como algunas bebidas energéticas.

La utilidad de esta caja no se limita solo a cualquier emergencia, pues permitirá tener a la mano artículos que serán necesarios para ti y tu familia durante el viaje de mudanza e incluso ya al llegar.

Como ves, hacer una mudanza no es tan complicado como puede parecer. Solo hay que ser un poco organizado, seguir unas pautas básicas y procurar llevarlo con calma. Antes de que te des cuenta ya estarás disfrutando de tu nuevo hogar.