Parkos: la nueva forma de parking en el aeropuerto de Valencia

la nueva forma de parking en el aeropuerto de Valencia

El aeropuerto de Valencia tiene un intenso tráfico aéreo que hace de él uno de los diez aeropuertos más usados en España. La inmensa mayoría de esos pasajeros lo son de vuelos internacionales, y muchos de ellos (sobre todo españoles), que se acercan a él para tomar un vuelo o para esperar a viajeros que aterrizan en una de sus terminales, se plantean la posibilidad de ir en su propio automóvil. Para tales usuarios encontrar un parking en el aeropuerto, barato y cercano, se convierte por lo tanto en una tarea fundamental.

El aeropuerto de Manises, como también se conoce al aeropuerto de Valencia, está situado a casi 10 kilómetros del centro de la ciudad, en el término municipal del mismo nombre. Dispone de una buena conexión de transportes -dos líneas de metro y un autobús urbano-, además de los taxis de la ciudad y tiene, como la práctica totalidad de los aeropuertos, un parking oficial en el que se puede dejar el vehículo para estancias cortas -parar y cargar- (o descargar) y largas. El problema con este parking, como con la mayoría de aparcamientos oficiales de todas las terminales aéreas del mundo, es que es difícil predecir si habrá espacio cuando se necesite y que su precio es muy alto.

parking en el aeropuerto de Valencia

Este problema, común a todos los usuarios que usan frecuentemente el avión, y no quieren (o no pueden) renunciar a ir en su propio vehículo, ha motivado el nacimiento de un nuevo negocio: los comparadores de parking cercanos al aeropuerto. Son compañías que operan a través de Internet y que tienen un funcionamiento similar a la de cualquier otro comparador (comparadores de vuelos, pero también comparadores de hoteles, o incluso de micro créditos). Su ventaja es que, sin salir de su página, o de su aplicación si se usa el móvil, se pueden hacer todos los pasos: buscar el parking, informarse de sus condiciones y de su precio, compararlos con otros de la competencia, gestionar la contratación, pagar y comunicarse con la empresa elegida para concertar el horario y el lugar de encuentro.

Una de esas plataformas ha empezado a funcionar recientemente en España: Parkos. Unos holandeses aficionados a contar, desde hace diez años, cosas sobre sus viajes en la red descubrieron que gran número de sus seguidores les dejaba mensajes sobre lo complicado, y lo caro, que resultaba aparcar cerca del aeropuerto a un precio razonable. Así que en 2014 fundaron la empresa y empezaron a operar en Holanda. De ahí extendieron su labor a Suecia e Italia. Y ahora han llegado a nuestro país para facilitar la tarea de encontrar parking en el aeropuerto en buenas condiciones.

Parkos en España

Parkos ha agilizado todo el proceso de encontrar aparcamiento en Manises. Decenas de pequeños y medianos aparcamientos cercanos tienen ahora un altavoz para anunciar sus servicios a los automovilistas que, de manera ágil, pueden contratar sus servicios, que no se limitan meramente a encontrar el aparcamiento. Se ofrecen estacionamientos techados o al aire libre; también se puede elegir entre ir al aparcamiento y que una furgoneta haga el traslado de los pasajeros hasta la terminal, o que un conductor recoja el automóvil en el mismo aeropuerto, lo lleve al parking y lo conduzca de vuelta a la llegada del usuario.

Asimismo, se ofrecen servicios extra como lavado, taller de reparación y repostaje de combustible. Hay ofertas para acomodar todas las necesidades y todos los bolsillos Encontrar parking en el aeropuerto de Valencia, y en otros de España donde comparadores como Parkos están implantados, es desde ahora más fácil y más barato.