Todo lo que has de saber del Google Pixel 2

Todo lo que has de saber del Google Pixel 2

Los móviles han cambiado nuestra vida por completo. Gracias a ellos, hemos modificado nuestra forma de comunicarnos, informarnos y de trabajar. Debido a este boom, encontramos una gran cantidad de smartphones en el mercado y anualmente surgen nuevos dispositivos con otras funcionalidades. Por este motivo, las empresas que se dedican a fabricar móviles tienen la necesidad de buscar nuevas alternativas que consigan calar en los usuarios.

Recientemente, asistimos al lanzamiento de los Google Pixel 2 y Pixel 2 XL y conviene tener en cuenta este artículo sobre problemas en el Pixel 2 y Pixel 2 XL. Sin embargo, es cierto que tiene ciertas características que conviene tener en cuenta. En este artículo destacaremos cuáles son.

Una experiencia más Google que nunca

A la hora de crear móviles, es necesario diferenciarse a través del diseño y funcionalidades. Desde que surgieron en 2017, tanto Google Pixel 2 como Google Pixel 2 XL tuvieron una gran aceptación. En el caso de Google Pixel 2 XL, observamos cómo aprovecharon mucho mejor el frontal a través de sus marcos y su ratio de pantalla que se acercaba al 78%. Asimismo, el sonido también era destacable, ya que contaban con altavoces frontales.

Lo cierto es que el diseño de los móviles marca mucho la decisión final de compra de los usuarios, por lo que había que cuidar muy mucho ese aspecto. En este caso, ambos terminales estaban cuidados, sin pretensiones en cuanto a curvas o tipos de material. En este caso, existe una combinación de aluminio y cristal.

Una experiencia más Google que nunca

En el diseño, contamos con diferentes colores si hablamos de un modelo u otro. En el caso de Google Pixel 2, podemos disfrutar de tres colores, mientras que para el Google Pixel 2 XL dos colores (negro y blanco). Gracias al delgado bisel del Google Pixel 2, asistimos a un acabo bastante menos atractivo, pero en este caso tiene un toque distinto en el botón de encendido, ya que es de un color naranja muy llamativo.

Otro de los aspectos clave a la hora de escoger un móvil es que sea fácil de desplazar, es decir, ligero y cómodo. Gracias al aluminio, tenemos la posibilidad de sentir su resistencia, fiabilidad y en definitiva, la tranquilidad de saber que tenemos un buen móvil. Además, para la calma de los usuarios, han conseguido un acabado anti deslizante, por lo que hay menos miedo a que se nos pueda caer al suelo y romperse o resquebrajarse.

Lo cierto es que tanto a nivel interno como externo son iguales, puesto que comparten procesador y RAM. Gracias a todo ello, podemos disfrutar de su fluidez, de transiciones rápidas y despliegue correcto de multitarea o apertura de la app de cámara. Sin embargo, la ventaja que más llama la atención es su buen rendimiento, sin notar que el terminal está calentado o funciona lento.

Así, encontramos en ellos toda la experiencia Google, con una cámara bastante potente y un diseño más o menos atractivo. Comodidad, ligereza y rapidez son los adjetivos que resumen el uso de este tipo de terminales que tan buena acogida tuvieron.